Pandemix y no estaba morida, estaba de parranda.

Hace tiempo que no escribo por acá que ya no sé ni como empezar. No piensen que les he olvidado. Este espacio, pequeño rincón es muy especial. De tanto en tanto leo sus post y me da gusto que a quienes sigo, continuen escribiendo.

Es raro esto de la pandemia. El toque de queda sin dictadura militar no es muy latinoamericano que digamos. Es raro y a la vez siento que tengo más conexión con mis amiguis de otros países. Ya que todos sentimos y nos indignamos por lo mismo. Y más.

Es curioso que este año decidiera renunciar a mi inseguro e informal y mal renumerado empleo de librera para emprender en mi librería virtual y ser autónoma sin sueldo y a la vez trabajar de manera insegura e informal, pero part time -por que sino quien le paga las croquetas a los perros- en una editorial nueva. Y PAN! Pandemia.

Ay! Y aquí me quedo. Que ya todos tenemos suficiente. Y que esto no es twitter.

Yo solo venia a mostrarles y presumir mi torta de Harry Potter. A contarles que cumplí 30 años y que la pasé todo el día en pijama. De regalos recibí esta riquísima torta de chocolate y una colcha. Winter is coming. Se olvidaron comprar las velas así que mi hermano prendió un fósforo. Y el fósforo soplé.

La crisis existencial de los 30 ha sido reemplazada por la crisis pandemica. “No soy nada. Nunca seré nada. No pretendo ser nada. Sin embargo tengo en mí todos los sueños del mundo”. Algo así recita Pessoa.

Pero tambien estas últimas semanas han estado llenas de estas dos mujeres. Françoise Hardy, Tuca y de su maravilloso albúm: La Question. Tuca compuso y produjo gran parte del albúm. Hardy en la portada te mira desafiante y todo cuanto canta e interpreta se lo crees.

Cuando lo escuché por primera vez me dije: aquí hay influencia brasilera. Escuchen no más la guitarra. Toda es Tuca. Su fuerte personalidad. Esos rasgueos que parecen que van a partirla en dos. Y estaba en lo cierto. Tuca es brasileña y se encontraba en Francia cuando conoció a la Hardy. Bueno, eso creo. He escuchado mucho este albúm que hasta siento y veo cómo interactuaban estas dos mujeres. Sólo escuchenlo. Y luego busquen a Tuca y su Drácula, I love you. Rarisimo albúm experimental. Tuca era una genia. Y las genias se van pronto.


¿por qué te fuiste tan pronto? :”(

Empecé la lista de los 500 mejores “gringos” albumes según la Rolling Stones. Escucho uno o dos albumes por dia. Para ver si reconozco algo viejo o “descubro” algo nuevo. Ya voy por la número 480 y algo. Lo sé. Tengo para rato. Luego escucho a los mismos de siempre porque necesito consentirme. Bread, Supertramp, Serú Giran, Charly, Mercedes, Elis, Milton, José José, la Britney… y asi por nombrar algunos.

Aqui mi playlist. No está cientificamente ni algoritmicamente modulado para el estado de ánimo. Es solo lo que me gusta más y repito hasta saciarme. Musicalmente.

¿Vieron Susurros del Corazón? Hermosa película. La vi mientras hacia el zapin (jijiji) en Netflix. Y sé que a nuestra querida amiga Cori le gusta y es muy fan de los estudios Ghibli. Yo terminé con el corazón hecho una pasita. Detonante para todo ser sensible.

Vamos a pulir ese diamante en bruto que llevamos dentro.

No he leído mucho este año, pero empecé con dos gratas lecturas juveniles. La evolución de Calpurnia Tate y su continuación. Andar por el bosque o lago, recolectando insectos y estudiándolos es parte de la infancia de Calpurnia. Calpurnia, parece estar hecha para la ciencia.

Qué más les puedo contar. Extrañaba escribir en el blog. Es muy diferente. La palabra mejor expresada es la que se piensa dos veces. O es mejor parafraseada. Como lo haya dicho el señor Twain ese .

Desde este rincón los abrazo fuertemente. Y les mando muchos cariños. 🙂

Kiki, otra protagonista que amé.

10 Comments

  1. Estos días de incertidumbre y miedo (miedo a muchas cosas pero sobretodo a la enfermedad y a sus consecuencias económicas), no he dejado de pensar que saldríamos mejor de todo esto. Ya no sólo por ese espíritu de comunidad que ha salido fortalecido estos días (gente cosiendo mascarillas, jóvenes que van a comprar a sus vecinos más mayores, lo de los balcones); sino que además todos aprenderemos que tenemos que vivir el día a día y disfrutando de las pequeñas cosas.
    Es por ello que me parece una idea genial la de escuchar todos esos álbumes que aparecen en la lista de la revista la Rolling Stone, todos sabemos del poder reparador de la música, pero además ahora es el momento de buscar esas cosas que nos dan alegría. Lo mismo ocurre con las series y películas, y a pesar de que yo no he visto “Susurros del Corazón”, si que he visto “La princesa Mononoke” que también es de Ghibli.
    Saludos!
    P.D. Nunca había oído hablar de Tuca (hasta que la vi en tu IG), y aunque Hardy es francesa aquí en España no es muy popular.

    Le gusta a 1 persona

    1. Gracias por escribir. Si, la incertidumbre es muy fuerte en estos días. Confío en que las cosas mejoren poco a poco para todos. Sé que muchos no la están pasando bien. Hay mucha solidaridad. Es bonito contar con eso y brindar apoyo con pequeñas acciones.
      Tengo para rato con la lista. Y veré en estos días el de “La princesa Mononoke” ya les contaré.
      Abrazotes 🙂

      Le gusta a 1 persona

  2. Hola Susy, no voy a decir tanto tiempo porque seguimos chusmeando e indignandonos por Telegram 😛 pero es un placer volver a leer tus reflexiones por aquí y se me hizo un nudo en la garganta con el primer párrafo. Un fuerte abrazo a la distancia.

    Le gusta a 1 persona

Dejar un comentario

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s